Actualizado:    

logo pp fuengirola
  separador inico separador conocenos separador afiliate separador contacta separador noticias separador  
 
noticias pp  people 
 
1 Fuengirola vive un día histórico; comienzan las obras de remodelación de la cuarta fase del Paseo Marítimo tras diez años de espera
Local.- 12/01/2015 a las 16:44:47
Los trabajos se adjudicaron por un importe de 1,98 millones de euros (más impuestos), cantidad que será sufragada por la Administración central. Ya han comenzado las labores de señalización y vallado previas, por lo que se espera, si todo va bien, que a partir de mediados de semana arranquen las demoliciones del terreno
Se va a actuar en un ámbito de 1,6 kilómetros, lo que se traduce en una superficie de más de 37.000 metros cuadrados. Se cambiarán las infraestructuras, la jardinería y se conservarán los dos sentidos de circulación
 
Este 12 de enero de 2015 pasará a la historia de Fuengirola. Y es que hoy por fin han dado comienzo las obras de la cuarta fase del Paseo Marítimo, un proyecto que llevaba diez años a la espera y que ha sido desbloqueado gracias al trabajo del equipo de gobierno del Partido Popular y el Gobierno de Mariano Rajoy. El plazo de ejecución de este ambicioso proyecto está fijado inicialmente en 14 meses, aunque se espera que se pueda rebajar de manera considerable. Por tanto, la ciudad contará en poco tiempo con el Paseo Marítimo que se merece, con una imagen moderna y actual.
 
La alcaldesa de la ciudad, Ana Mula, acompañada de la concejala de Urbanismo, Ana Mata, ha sido la encargada hoy de dar el pistoletazo de salida a esta iniciativa, que llevaba años paralizada. Y es que en 2004, una vez que el Gobierno fue presidido por el socialista José Luis Rodríguez Zapatero, se anuló la licitación de esta cuarta fase, algo que no se justificó y que supuso un auténtico varapalo para los intereses de la ciudad, pues ya se había reformado por completo el resto de la infraestructura a través de un convenio que se firmó en 1993. Hoy, tal y como ha señalado la regidora, han comenzado las labores de señalización, para después continuar con el vallado y a mediados de semana, si todo va como está previsto, se iniciarán los trabajos de demolición pertinentes.
 
“Este mismo martes tenemos una reunión de trabajo con la empresa en cuestión. quiero insistir en que no es una obra dirigida por el Ayuntamiento, ya que ésta está en manos del Ministerio. Eso sí, hemos creado una comisión de seguimiento para ir tomando decisiones de manera conjunta y nosotros estaremos, como es lógico, muy pendiente de los trabajos”, ha señalado la regidora, al tiempo que ha advertido que está convencida de que el plazo inicial de ejecución marcado (14 meses) se reducirá de manera importante.
 
El pasado 2 de julio, y tras años de lucha y reivindicaciones, por fin se publicó por segunda vez en el BOE este proyecto, por lo que se daba cumplimiento a una promesa que Rajoy había hecho meses antes con la ciudad.  Se abrió un proceso de presentación de ofertas para que las empresas optasen a la ejecución de estos trabajos. En el pliego que ha regido el concurso se contemplaba un precio inicial de 4,19 millones de euros (impuestos incluidos), tal y como ha recordado la alcaldesa.  
 
Así, se presentaron un total de 88 propuestas (dos fueron dadas de baja)  y finalmente ha sido la entidad Ecisa, Compañía General de Construcciones S.A.,  la que se ha hecho con el concurso tras presentar la oferta más ventajosa: 1.980.317 euros más impuestos, lo que supone una rebaja muy importante con respecto a la licitación. 
 
Características
El 11 de abril de 2014 se dio a conocer el compromiso alcanzado con el Gobierno para la ejecución en firme de esta importantísima obra. Dos días antes en la Alcaldía se recibió una carta del director general del Ministerio de Medio Ambiente en la que se daba el visto bueno a un convenio de colaboración entre ambas partes para la ejecución de dicha remodelación, que llevaba diez años paralizada.  En el acuerdo alcanzado con el actual Gobierno para hacer posible la cuarta fase se estipulaba la realización de los trabajos con financiación estatal y cuyo presupuesto de ejecución inicial era de 4.19 millones, aunque se ha conseguido finalmente una rebaja considerable. En el acuerdo, que fue ratificado por el pleno municipal de fecha 21 de abril de 2014, se determina que el Ayuntamiento adelantará 600.000 euros. 
 
No obstante, esa cantidad municipal se recuperará a través del canon de las autorizaciones de playas correspondientes a esa zona concreta del litoral, por lo que en realidad la inversión es puramente estatal. Esto es considerado como un anticipo y no supone ningún tipo de carga o endeudamiento para las arcas municipales.
 
El proyecto que arranca hoy es el inicial, el que se planteó hace una década y que conserva la línea y estética del resto del paseo marítimo. La reforma afecta al tramo situado entre el antiguo restaurante El Bote y el término municipal de Benalmádena, lo que se traduce en 1.680 metros lineales y una superficie de actuación es de 37.647 metros cuadrados. 
 
En su día, desde el Gobierno del PSOE se llegó a plantear un paseo marítimo peatonal, sin aparcamiento y que incluso se llegó a poner sobre la mesa expropiar inmuebles para ejecutar el desarrollo, algo que fue rechazado de pleno por el Consistorio dado el perjuicio que podría suponer para comerciantes y vecinos. Ahora, la iniciativa que se va desarrollar dispondrá de aceras anchas, zonas de carga y descarga, además de una distribución del número de aparcamientos, los cuales incluso podrían aumentar ligeramente. También está previsto que se coloquen zonas ajardinadas y palmeras a lo largo del tramo en cuestión y que se conserven los dos  sentidos de circulación, además de cambiar las redes de suministros.
 
En cuanto al desarrollo de la obra, Mula ha señalado que debido al largo trazado se actuará en dos fases, si bien se actuará de manera simultánea. Una de las fases será desde Benalmádena hasta la sede de la AECC y la otra desde donde se encuentra dicha asociación a la zona conocida como  El Bote. En esta última a la vez Acosol realizará una labor relacionada con el saneamiento integral de la Costa del Sol. Todo se desarrollará de forma coordinada y controlada.
 
 
Un acuerdo de hace dos décadas
Cabe recordar que fue en 1993 cuando el Ayuntamiento fuengiroleño y el Ejecutivo de la Nación acordaron remodelar por completo el paseo marítimo Juan Carlos I de la ciudad. Por éste, el equipo de gobierno municipal se comprometía a financiar el 25% de las obras y la Dirección General de Costas el 75% restante, para lo cual la iniciativa se dividió en cuatro fases, también debido a su gran envergadura.
 
Dando cumplimiento a dicho pacto, el Consistorio ejecutó la primera fase, la correspondiente a Los Boliches, y abonó el coste de la misma. Por su parte, la Administración central, ya bajo la gestión del Partido Popular, realizó las obras de las fases 2 y 3, licitando además los trabajos de la cuarta y última fase, tal y como se recoge en el BOE de 4 de junio de 2004. Pero en el momento de la publicación de dicho anuncio se había producido ya el cambio en el Gobierno y sale estando al mando el PSOE, quien pocos días después, el 21, hace pública la anulación de dicho concurso público. No se dieron explicaciones sobre esta polémica decisión, por lo que a partir de ahí el Consistorio, con la exregidora Esperanza Oña a la cabeza, comenzó a exigir la ejecución inmediata de esta iniciativa clave para el futuro de Fuengirola que en pocos meses se hará realidad.
 
“No podemos estar más que satisfechos y contentos con el inicio de estas obras, pues llevábamos diez años luchando por ellas. Mariano Rajoy ha cumplido su palabra con Fuengirola y esperamos que en poco tiempo completemos la imagen de nuestro Paseo Marítimo”, ha concluido la alcaldesa, Ana Mula.
 
 
contacta
 
blog nada es por azar
 
comite ejecutivo 
 
red populares
 
 
direccion    faes  blog facebook  blopp